Área de Contacto
       

Pese a la suba de tasas, el dólar pegó un salto y volvió al nivel previo a las Paso

La cotización de la moneda estadounidense trepó 14 centavos durante una rueda con fuerte demanda. Sorpresa de los operadores

El dólar subió ayer 14 centavos, llegó a los $ 17,90 para la venta al público y quedó en su nivel más alto desde las elecciones primarias de agosto pasado.

La suba fue más marcada aún en el segmento mayorista, donde el dólar terminó a $ 17,66, unos 17 centavos más que ayer. Los analistas explican el movimiento como un alza por el incremento de la demanda por cobertura de empresas que requieren divisas a fin de mes.

La suba en el mercado mayorista, que se profundizó sobre el final de la rueda, contagió al mercado minorista donde el tipo de cambio cerró en $ 17,43 para la compra y $ 17,90 para la venta, según el precio promedio operado por las entidades que releva el Banco Central de la República Argentina (BCRA).

En el segmento mayorista el dólar subió 17 centavos y finalizó también su mayor precio desde el 11 de agosto, el viernes previo a las Paso, cuando la moneda el tipo de cambio operaba a $ 17,99 por cada unidad de dólar.

“La caída del real y del euro frente al dólar parecieron influir en el desarrollo de la rueda de pero además hay que agregarle el componente de fin de mes”, explicó Gustavo Quintana, operador de PR Corredores de Cambio, quien agregó que “la proximidad del cierre de octubre puede haber influido para acelerar el cierre de posiciones abiertas con impacto en los precios”.

En la misma línea, Fernando Izzo, analista de ABC Mercado de Cambios, señaló que “la demanda respondió a operaciones genuinas de empresas y compra de bancos para su posición”.

“Esta suba sorprende a los operadores del mercado de cambios, ya que nadie la esperaba después del alza de la tasa de interés del corredor de pases efectuada por el BCRA el martes pasado”, dijo Izzo. Es más, señaló que “se esperaba mayor flujo de oferta para colocar en pesos las inversiones”.

La autoridad monetaria había decidido subir un punto y medio su tasa de política monetaria tras mantenerla sin cambios desde abril, al argumentar que esperaba una mayor desaceleración de la inflación núcleo, que mide los precios que no dependen de la época del año.

La suba se dio luego de que los últimos datos del Indec indicaran que el costo de vida a nivel nacional subió 1,9 por ciento en septiembre, mientras que durante el año acumuló un incremento de 17,6 por ciento, por lo cual ya se ubica por encima de la meta oficial.

Izzo precisó que ayer las Lebac pagaban en el mercado secundario a 20 días una tasa de 27,45 por ciento TNA y a 265 días 27,90 por cientoTNA, por encima del valor pactado en la licitación de la semana pasada.

El volumen operado en el segmento de contado totalizó los u$s 692,3 millones, un 19 por ciento menos que ayer y no se registraron operaciones en el mercado de futuros del MAE.

Mientras en el de futuros del Rofex se operaron u$s 585 millones de los cuales el 46 por ciento fue en “roll-over” de octubre a $ 17,71; a noviembre a $ 18,06. El plazo más largo fue junio del 2018 a $ 20,40. Los plazos subieron hasta fin de año 15 centavos y en el 2018 más de 20 centavos.

“Da para pensar que el precio de los plazos del 2018, que operó un 20 por ciento del total haya escalado más que hasta diciembre”, indicó Izzo.

Algunas evaluaciones de economistas preveían en el escenario preelecciones del domingo pasado, un incremento en el precio del dólar si el gobierno obtenía, como sucedió, un apoyo mayoritario en las urnas. Es el caso de Leonardo Chialva, de Delphos Investment, que había proyectado la suba del tipo de cambio a niveles que podrían llegar a los 20 pesos para febrero próximo.

En lo que va de la semana, el dólar minorista acumuló una suba de 16 centavos, luego de cerrar la anterior en medio de un clima de calma con una débil corriente compradora.

Las reservas del Banco Central cerraron el miércoles a 51.879 millones de dólares, según se desprende de datos provisorios oficiales.

Fuente: La Capital